Abdomen plano, lo que debes y no debes comer

Qué comer para tener un vientre plano: los huevos

Los huevos apenas contienen grasa pero sí un montón de proteínas. Por eso, son el alimento perfecto para tomar después de una sesión de entrenamiento.

Si quieres conseguir un vientre plano, olvida los abdominales. Lo primero que tienes que hacer es quemar calorías, y para ello tendrás que hacer ejercicios de cardio. Corre o haz spinning dos días a la semana, y los otros dos céntrate en ejercicios de musculación.

Después, un par de huevos para comer. Quemarás la grasa del viente el doble de rápido y reconstruirás las pequeñas roturas musculares que se producen al entrenar.

shares