Cómo aliviar la tensión muscular por estrés

Muchas de las dolencias que sufrimos están en realidad causadas por nuestra mente. Son las llamadas enfermedades psicosomáticas, que no debemos ignorar. La tensión muscular por estrés es una de las más comunes. Te enseñamos a identificarla y te damos algunas soluciones.

Nunca subestimes el poder de nuestra mente

tension muscular por estres

Todo en nuestro cuerpo está interconectado. Eso incluye también las emociones. Cuando no somos capaces de digerir nuestras emociones de forma correcta, éstas no desaparecen sin más. Lo que ocurre suele ser lo contrario.

Nuestras emociones afectan a nuestro organismo de muchas formas diferentes. Es muy probable, por ejemplo, que emociones como el estrés, la ansiedad o el miedo nos provoquen una excesiva sudoración o hagan que nos tiemblen las manos, se nos seque la boca o padezcamos frío o calor de forma repentina.

¿Qué es lo que nos está ocurriendo? En realidad no se trata de un problema físico, sino mental. Es lo que los médicos llaman somatización.

Uno de los errores más comunes es no tomarse las enfermedades psicosomáticas en serio. Que un dolor esté provocado por nuestra mente no significa que no sea real o grave.

¿Cómo distinguir los dolores musculares por estrés de otros dolores?

La somatización de las emociones se puede manifestar de muchas formas diferentes, como hemos mencionado antes. Desde insomnio, exceso de sudoración o temblores, a sentir náuseas o dificultad para respirar.

La tensión muscular por estrés es otra de las formas más habituales, y que muchas veces no nos diagnostican bien. La primera manifestación de la tensión muscular por estrés la notaremos en la mandíbula o el cuello. Estos suelen ser los primeros músculos que reaccionan ante situaciones de estrés o miedo.

Si la tensión muscular es puntual, no debemos preocuparnos. Pero si se cronifica, es urgente que acudamos a un médico en busca de una solución o podemos terminar sufriendo dolencias más graves.

Además de en la mandíbula y el cuello, la tensión muscular por estrés también se manifiesta en el entrecejo y especialmente los hombros y la espalda.

¿Qué soluciones hay?

tension muscular por estres

¿Sufres dolor en alguna parte de tu cuerpo de forma habitual pero de nada sirven los analgésicos? Es muy posible que se trate de un dolor psicosomático, originado por el estrés. Recuerda que si nuestros dolores no están producidos por un problema físico, de nada nos servirá medicarnos.

Debemos tener presente que la única solución a este tipo de dolencias pasa por calmar nuestra mente. Para ello, son muy útiles las técnicas de relajación o meditación. Si las practicas junto a una rutina de yoga estarás cuidando tu mente y tu cuerpo a la vez, y con el tiempo los dolores desaparecerán.

Aprender a priorizar y a hacer cada cosa a su tiempo también es fundamental para lograr un estado emocional libre de ansiedad o miedo. El mindfulness o la reestructuración cognitiva pueden ayudarte a dar forma a nuestra mente y a aprender a gestionar las emociones negativas.

shares
Esta web utiliza cookies puedes ver aquí la política de cookies. Si continuas navegando estás aceptándola